• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Las fuerzas policiales de Colombia se encuentran bajo investigación debido a abusos policiales.

Las fuerzas policiales de Colombia se encuentran bajo investigación debido a abusos policiales. | Foto: Twitter: Diego Cancino

Publicado 11 noviembre 2020


Blogs



El siniestro ocurrido en septiembre dejó 20 heridos y durante varios días se produjeron las muertes debido a quemaduras

La fiscalía colombiana investigará un incendio ocurrido en septiembre pasado en una estación policial del municipio de Soacha, en el departamento de Cundinamarca, un suburbio de la capital colombiana, Bogotá, cuyo saldo fue nueve jóvenes fallecidos y decenas de heridos.

LEA TAMBIÉN: 

Suspenden el uso de gases para reprimir protestas en Colombia

El Ministerio Público anunció que asumirá por poder preferente la investigación que adelanta la policía por la muerte de ocho personas durante un incendio registrado en la estación de San Mateo en Soacha el pasado 4 de septiembre.

"En las últimas horas se ordenó una visita al expediente que inició el Departamento de Policía Cundinamarca, luego de que se presentara la conflagración, que inicialmente dejó una persona muerta y obligó la hospitalización de otras 11, de las cuales ocho habrían fallecido por causa de las lesiones", indicó la Procuraduría.

Según el comunicado, la investigación busca corroborar si en la sede policial permanecían 20 jóvenes que protestaron porque les negaron una visita familiar.

"La Procuraduría ordenará la práctica de pruebas, entre ellas las declaraciones del concejal Diego Cancino, así como del superior que estaba encargado de la Estación de Policía de San Mateo y los uniformados que permanecían de servicio", añadió la comunicación.

De acuerdo con la denuncia de Cancino, el 4 de septiembre último se desató un incendio en una estación policial de la municipalidad de Soacha, luego los internos, en su mayoría jóvenes, prendieron una cobija en señal de protesta, porque los uniformados no les habían permitido recibir visitas ese día

De igual manera, el concejal municipal de la comarca, alega que había en ese momento unos 20 policías en el recinto y cita a la madre de uno de los detenidos: “Había más de 20 policías y ninguno hizo nada por ayudarlos, ninguno hizo nada para que los muchachos no se quemaran...".

"No se les dio la gana. La policía lo que hizo fue cruzar sus manos y dejar que el fuego se propagara. Nosotros comenzamos a romper vidrios, quitamos las rejas, hubo familiares que entraron con extintores y apagaron el fuego, pero ya era demasiado tarde porque los muchachos se quemaron”, relató.

Como consecuencia del incendio ese día murió uno de los reclusos, otros 11 resultaron lesionados por el incendio del cual salieron muy quemados y en la semana siguiente fallecieron uno a uno, hasta alcanzar el número de nueve. 

El concejal abundó con los testimonios de los familiares: "Hablamos con varias mujeres, madres, hermanas, compañeras de algunos de los 9 jóvenes que fallecieron a causa de las quemaduras de 1 y 2 grado en el 90 por ciento de sus cuerpos y sus testimonios son desgarradores".

Según una de las madres: “No hicieron nada, los dejaron morir como perros, sin ninguna empatía. Ojalá se quemen esas gonorreas, dejen que se quemen esas ratas, les dijeron a las familias, incluidos niños pequeños, que veían la escena con angustia afuera de la Estación”.

A partir de estos testimonios, el concejal Diego Cancino pidió a la Procuraduría General de Colombia que inicie un proceso de vigilancia especial en relación con las múltiples irregularidades denunciadas por los familiares y con el agravante que estas personas se encontraban bajo "la responsabilidad, custodia y al cuidado del Estado".

En respuesta, el Ministerio Público (Fiscalía) anunció que asumirá por poder preferente la investigación que adelanta la Policía, como había exigido Cancino.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.