• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El puente inaugurado en 2018 en el estrecho de Kerch cuenta con 19 kilómetros y conecta Crimea con la parte continental de Rusia.

El puente inaugurado en 2018 en el estrecho de Kerch cuenta con 19 kilómetros y conecta Crimea con la parte continental de Rusia. | Foto: Sputnik Nóvosti

Publicado 16 marzo 2020


Blogs



Se cumplen seis años de que Crimea se integró formalmente a Rusia el 16 de marzo de 2014, cuando se firmó el acuerdo interestatal de adhesión.

El 16 de marzo de 2014 se llevó a cabo en la península de Crimea un plebiscito que determinó que el 96 por ciento de la población estaba de acuerdo con que la península se reunificara a la Federación de Rusia, luego de haber sido cedida por el Gobierno de Nikita Jrushchov (URSS)  en 1954 a la administración de Ucrania.

LEA TAMBIÉN :

Vladimir Putin firma ley de enmiendas constitucionales

En el marco de los seis años de la celebración del referéndum que significó una victoria estratégica para el Kremlin, la gran mayoría de la población considera la medida como necesaria para lograr contrarrestar el asedio fascista de los ultranacionalistas ucranianos que amenazaban la vida de los ciudadanos de la península.

Sanciones: una espada con doble filo

Luego de la separación de Crimea de la administración de Kiev (Ucrania), Estados Unidos y la Unión Europea (UE) acordaron tomar represalias contra Rusia por “anexarse a la península” desde entonces han emitido un conjunto de sanciones principalmente de orden económico para “castigar” a la nación euroasiática.

Sin embargo, analizando el comportamiento económico en la Península de Crimea y los proyectos de infraestructura y desarrollos iniciados a partir de la reunificación de la península con la Federación rusa habría que preguntarse ¿la población de Sebastopol, principal ciudad de Crimea y la península en general consideraría la opción de volver a la órbita de Kiev, luego de las políticas de exterminio emprendidas contra ellos?

Políticas de Desarrollo y lucha contra el bloqueo

En agosto de 2014 se aprobó el Programa Federal “Desarrollo social y económico de la República de Crimea y Sebastopol 2020”, por un total de 14,5 mil millones de dólares.

Durante los primeros cuatro años de la separación de Crimea de Ucrania, el salario nominal creció un 60 por ciento y las pensiones duplicaron su beneficio a los jubilados. Actualmente los crimeos gozan de los derechos y seguridades sociales previstas por la legislación federal rusa.

 Para 2020 se tiene previsto la culminación de la modernización del Centro Internacional Infantil (Artek) con una inversión de 295 millones de dólares.

En el marco del bloqueo impuesto por Kiev a la península de Crimea, la administración de la península tuvo que realizar nuevas estrategias para superar el “bloque eléctrico”, es por ello, que la generación eléctrica se convirtió en un tema prioritario en el Ejecutivo.

En 2018 se inauguraron dos centrales termoeléctricas en las ciudades de Simferópol y Sebastopol con capacidad de 470 MWt cada una. Una central similar fue puesta en servicio en la ciudad de Saki (120 MWt) con la finalidad de obtener un superávit de capacidad generadora y eliminar por completo la dependencia de Ucrania en el sector eléctrico.

De la misma manera, 521 kilómetros de carretera han sido reconstruidos y estiman que para 2021 se logre sumar 700 kilómetros más a la red de carreteras modernizadas durante la reconstrucciones viales.

En ese mismo sentido, en 2020 se prevé culminar la construcción de la autopista Tavrida la cual contará con 250 kilómetros y una inversión 2,8 mil millones de dólares.

Escaladas en el estrecho de Kerch 

El 25 de noviembre de 2018, dos buques de guerra y un remolcador de la Armada de Ucrania cruzaron ilegalmente la frontera de Rusia, dirigiéndose hacia el estrecho de Kerch, que conecta el mar Negro con el mar de Azov, lo cual, suscitó un incidente entre efectivos ucranianos y rusos.

Tras el incidente, las fuerzas de seguridad rusa detuvieron a los infractores y acusaron a Kiev de provocaciones a Rusia para iniciar una escalada en el conflicto en la península de Crimea.

Por su parte la UE y los Estados Unidos amenazaron a Rusia con incrementar las sanciones por el altercado fronterizo.

El Tribunal Internacional del Derecho del Mar (TIDM) exigió a Rusia  que liberara los tres buques ucranianos y sus tripulantes, detenidos en la zona del estrecho de Kerch.

Sin embargo, las autoridades rusas iniciaron un procedimiento penal contra los 24 militares ucranianos detenidos y mostraron su rechazo a la sentencia del tribunal.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.