• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
El ALBA-TCP nació el 14 de diciembre de 2004 en La Habana como un foro de integración regional.

El ALBA-TCP nació el 14 de diciembre de 2004 en La Habana como un foro de integración regional. | Foto: @CubaMINREX

Publicado 13 diciembre 2019


Blogs



El ALBA-TCP está integrada por Antigua y Barbuda, Cuba, Dominica, Granada, Nicaragua, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas, Surinam, Venezuela y Bolivia.

La XVII Cumbre de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP) se llevará a cabo mañana sábado en La Habana, Cuba, en el marco del XV aniversario de la fundación del mecanismo de diálogo y concertación.

LEA TAMBIÉN:

XVI Cumbre del ALBA-TCP reitera compromiso con la integración regional

En un comunicado, el Ministerio cubano de Relaciones Exteriores informó que a esta cita “acudirán delegaciones de los países miembros e invitados de este mecanismo de concertación e integración de los países de América Latina y el Caribe”.

La cancillería cubana resaltó que el ALBA-TCP “defiende los principios del respeto a la soberanía, la solidaridad, la complementariedad, la justicia, la paz y la cooperación".

La cita será propicia para conmemorar el XV aniversario de la fundación de la Alianza, la cual nació el 14 de diciembre de 2004 en La Habana.

El ALBA-TCP está integrada por Antigua y Barbuda, Cuba, Dominica, Granada, Nicaragua, San Cristóbal y Nieves, San Vicente y las Granadinas, Surinam, Venezuela y Bolivia, cuyo gobierno de facto anunció en noviembre pasado -tras el golpe de Estado contra el presidente legítimo Evo Morales- su salida del foro político.

En la XVI Cumbre del ALBA-TCP, celebrada también en La Habana en diciembre de 2018, se llegó al consenso de fortalecer la unidad en la diversidad de los pueblos de nuestra América, de sus fuerzas de izquierda y progresistas y sus movimientos sociales frente a la arremetida imperial.

En la declaración final del encuentro realizado el año pasado, el canciller de Cuba, Bruno Rodríguez, destacó que "el ALBA-TCP reitera su trabajo por el nuevo orden equitativo, un orden  justo que promueve el multilateralismo (...) Rechaza el intervencionismo extranjero y la dominación política impuesta por los poderes hegemónicos tradicionales".

Dijo que el objetivo del organismo es contribuir con soluciones pacíficas para la resolución de controversias, respetando ante todo la soberanía de cada país, frente a las medidas unilaterales que aplican algunos Gobiernos, "contrarias a la carta de las Naciones Unidas".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.