• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
la comisaria de Derechos Humanos del Consejo de Europa, Dunja Mijatovic, fustigó también a los países del bloque por los negativos efectos que estaba surtiendo la desatención entre las personas ancianas.

la comisaria de Derechos Humanos del Consejo de Europa, Dunja Mijatovic, fustigó también a los países del bloque por los negativos efectos que estaba surtiendo la desatención entre las personas ancianas. | Foto: EFE

Publicado 18 junio 2020


Blogs



Desde que se decretó la emergencia sanitaria, los países europeos han registrado denuncias debido a la falta de atención hacia los pacientes de la tercera edad. Actualmente, Europa marcha hacia la desescalada, pero los problemas de los adultos mayores ante la Covid-19 se mantienen.

El nuevo coronavirus llegó a Europa en enero pasado, siendo Italia la primera nación de ese continente que lo reportó. La enfermedad se propagó rápidamente hacia el resto de los países europeos, donde hasta la fecha se registran sus efectos.

LEA TAMBIÉN

China afirma que nuevo brote de Covid-19 está bajo control

De acuerdo a cifras de la Organización Mundial de la Salud (OMS), más del 50 por ciento de los fallecidos por la Covid-19 en el viejo continente (que son alrededor de 189.000) son adultos mayores.

Las enfermedades preexistentes, así como los sistemas inmunes menos efectivos, son dos de las causas de que los ancianos transiten con más frecuencia hacia etapas graves al padecer Covid-19. Sin embargo, en Europa también se incluye el abandono por parte de los Gobiernos.

¿Cuál ha sido la postura de los Gobiernos?

Esta falta de atención incluye desde no garantizar la preparación de los hogares de ancianos para la pandemia y obviarlos en las estadísticas de la pandemia; hasta, literalmente, negarles la atención en centros de salud, según denuncias registradas tanto en la prensa como en redes sociales, y en declaraciones oficiales de autoridades de salud.

A mediados de abril, un medio británico daba cuenta de que las estadísticas europeas sólo estaban contabilizando las muertes de ancianos por Covid-19 ocurridas en hospitales. Por ejemplo, la Oficina Nacional de Estadísticas británica, informó para la fecha 406 ancianos fallecidos más que lo dicho por el Gobierno, diferencia debida a la omisión mencionada.

Una situación similar en Francia hizo que el presidente de dicha nación, Emmanuel Macron, priorizara la información detallada de ancianos que perecieron en el país a causa del virus.

En España se han registrado numerosas denuncias acerca de este tema. Muestran, no sólo la desatención, sino concretamente la negación de atención médica. Varios videos de pacientes y médicos españoles han recorrido las redes sociales, tratando este tema.

El más reciente es un audiovisual que muestra a un médico del hospital Parla, de Madrid, informando a sus colegas la indicación de tratar a los ancianos asumiendo infecciones bacterianas, y si era Covid-19 “mala suerte”.

Aunque el video data de marzo, su revelación en días pasados reavivó los reclamos por las carencias del sistema de salud español, que se vio obligado a brindar atención a pacientes jóvenes en detrimento de los ancianos, bajo el principio de que “tienen más posibilidades de vivir”.

Críticas a manejos gubernamentales

Según las autoridades de los organismos de salud regionales e internacionales, esta situación es consecuencia del olvido de la atención a los ancianos, tanto antes como durante la pandemia de Covid-19.

“El cuidado a los mayores ha sido olvidado durante demasiado tiempo en Europa”, lamentó el director para Europa de la OMS, Hans Kluge, a finales del mes de abril. “Incluso los más mayores, con salud frágil, tienen posibilidades de recuperarse de la enfermedad si son bien cuidados”, agregó.

Por su parte, la comisaria de Derechos Humanos del Consejo de Europa, Dunja Mijatovic, fustigó también a los países del bloque por los negativos efectos que estaba surtiendo la desatención entre las personas ancianas.

Mijatovic criticó que las residencias privadas europeas "hayan favorecido durante mucho tiempo los beneficios a expensas de la calidad del servicio". Estaban "insuficientemente preparados y, muchos de ellos, carecieran de personal de manera crónica" agregó Mijatovic.

La comisaria aseguró que la situación "plantea la duda legítima" de que las personas fallecidas en centros de mayores "hayan recibido todas la atención necesaria, que incluye cuidados curativos y paliativos para aliviar el sufrimiento".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.