• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Cerca de 8.000 migrantes habían entrado masivamente en esta semana por el paso fronterizo de el Tarajal

Cerca de 8.000 migrantes habían entrado masivamente en esta semana por el paso fronterizo de el Tarajal | Foto: EFE

Publicado 19 mayo 2021 (Hace 14 horas 21 minutos)



Blogs


Desplazados emprendieron el camino de vuelta tras convencerse de que los accesos fronterizos estaban cerrados.

La Policía de Marruecos cerró el paso fronterizo de Tarajal para interrumpir el éxodo migratorio hacia la ciudad española de Ceuta que ha ocurrido a inicios de esta semana.

LEA TAMBIÉN:

Caravana de migrantes marroquíes se dirige de nuevo a Ceuta

Centenas de personas que estaba concentradas en esta región emprendieron el camino de vuelta, al convencerse de que los accesos estaban cerrados. Anteriormente, veían en cualquier distracción policial la oportunidad de pasar la frontera.

El flujo de entradas por la playa de Tarajal se interrumpió, aún así persisten personas al otro lado de la frontera con interés de llegar a Ceuta.

La reacción de Marruecos sucede tras un día y medio de que comenzaran a entrar masivamente cerca de 8.000 inmigrantes, de acuerdo con los recuentos más recientes. 

Según el Ministerio del Interior de España, más de la mitad de ellos fueron devueltos a Marruecos, incluso, aseguraron que algunos de ellos lo hicieron por decisión propia. La Delegación del Gobierno en Ceuta afirmó que unos 5.600 ya han sido devueltos.

Hasta el momento unos 2.000 niños indocumentados se quedarán en la Ciudad Autónoma, debido a que su estatus especial de protección no permite devolverlos inmediatamente. A los menores los someterán a un protocolo para determinar la edad.

El Ejército español y la Guardia Civil permanecen desplegados en Ceuta con el objetivo de enfrentar los intentos de entrada, atender a los recién llegados y agilizar su regreso.

Soldados y carros de combate se han asentado en la playa del Tarajal, unos de los puntos más críticos de la frontera.

A Ceuta llegaron el presidente Pedro Sánchez y el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, quienes viajaron a Melilla. Sánchez enfatizó que “defenderá la integridad de España, sus fronteras y la seguridad y tranquilidad” de sus compatriotas y lo haría “en todo momento”, “ante cualquier desafío y con todos los medios necesarios”.

Sin embargo, la llegada del líder de la Moncloa no fue del todo apacible. En el Helipuerto de Ceuta les esperaba un grupo de manifestantes este 18 de mayo, quienes portaban los colores de la bandera española y carteles con la frase “Sánchez y Marlaska, marionetas de Marruecos y la UE”.

Otro centenar de personas se concentró en la tarde en la plaza de los Reyes para protestar por la situación que vive la región. Los manifestantes demandaban la dimisión de Sánchez y de la delegada de Gobierno, Salvadora Mateos.

Los manifestantes criticaron la concesión de una ayuda millonaria a Marruecos, aprobada el 18 de mayo por el Consejo de Ministros, en vez de actuar en las unidades de Guardia Civil y Policía nacional de Ceuta.

España y la Unión Europea manifestaron su firme rechazo a la crisis migratoria desatada en los territorios españoles en el norte de África.

Esta situación sucede en medio de tensiones diplomáticas entre ambas naciones porque el presidente y líder del Frente Polisario, Brahim Ghali, se encuentra en España ingresado por motivos humanitarios en un hospital de Logroño (La Rioja) desde el mes de abril.

Este miércoles, la ministra de Asuntos Exteriores del Gobierno español, Arancha González Laya, reconoció que el episodio se desencadenó a partir del “rechazo” de Marruecos a la acogida en España del Brahim Ghali, que permanece ingresado en el hospital de Logroño por “razones humanitarias”, según la canciller, quien negó que si estancia fuera una “agresión” hacia Marruecos.

Por su parte, las autoridades marroquíes llamaron a la embajadora española en su territorio, Karima Benyaich, para consultas en relación con la situación que vive la frontera.

Previamente, la cartera de Exteriores de España citó a la embajadora para expresar su “disgusto” ante la entrada masiva de migrantes a Ceuta.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.