• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Masivas protestas se desarrollaron esta semana en Bangladesh contra las declaraciones del Jefe de Estado francés.

Masivas protestas se desarrollaron esta semana en Bangladesh contra las declaraciones del Jefe de Estado francés. | Foto: EFE

Publicado 30 octubre 2020


Blogs



Las protestas contra declaraciones del Presidente francés tienen como escenario a numerosos países.

 

Protestas a las que asistieron decenas de miles de musulmanes, contrarios al apoyo brindado por el presidente francés Emmanuel Macron a la libertad de caricaturizar al profeta Mahoma, tuvieron lugar este viernes en varios países.

LEA TAMBIÉN: 

Países islámicos rechazan reciente ataque en Niza, Francia

La semana pasada, durante un homenaje al profesor francés Samuel Paty, asesinado tras mostrar en una clase de libertad de expresión caricaturas del profeta Mahoma, Macron defendió la libertad de caricaturizar. 

Ello ha sido interpretado como una defensa al derecho a blasfemar entre la comunidad musulmana, ya molesta por otra afirmación suya, a inicios de octubre, de que el Islam está "en crisis".

 

Unos 20.000 participantes, según la policía, se congregaron en las afueras de la mezquita más grande de Bangladesh, ubicada en Daca, su capital. Los manifestantes, más de 40.000 según los organizadores de la protesta, que es la segunda con carácter multitudinario en cinco días, quemaron banderas de Francia y repudiaron la actitud de Macron, considerada un insulto a millones de musulmanes de todo el mundo.

Alrededor de 2.000 personas se manifestaron en la capital de Paquistán, Islamabad, y tras enfrentarse a la policía intentaron acceder a la Embajada francesa, en tanto que unas 10.000 marcharon al concluir la oración de este viernes en la urbe más poblada de ese país, Karachi. Actos similares se reportaron en Lahore y Peshawar.

Miles de jóvenes y clérigos islámicos, en su mayoría, marcharon en Kabul, capital de Afganistán, aunque la mayor manifestación se celebró en Herat. En ambos escenarios se condenaron las declaraciones del Presidente francés y se solicitó a Occidente no ver a los musulmanes como enemigos.

Las fuerzas de seguridad de Líbano utilizaron gases lacrimógenos para dispersar a unos 300 manifestantes que se congregaron en Beirut y marcharon hacia la residencia oficial del embajador francés.

En la antigua ciudad amurallada de Jerusalén, miles de fieles palestinos se reunieron en la mezquita Al-Aqsa, el tercer lugar más sagrado del Islam. También hubo manifestaciones en Ramallah, en Cisjordania ocupada por Israel, así como la Franja de Gaza.

Sermones portadores del rechazo a las frases del Jefe de Estado francés matizaron los servicios religiosos en Somalia, a los que asistieron miles de fieles. Por su parte, varios cientos de personas se manifestaron en la ciudad de Bhopal, en India. Los musulmanes constituyen minoría en esa nación, cuyo primer ministro, Narendra Modi, ha apoyado a Macron.

Boicot a productos franceses

En varias de estas naciones toma cuerpo la idea de boicotear productos de Francia como modo de "castigar" las expresiones de su Presidente.

Un total de 60 tiendas de Kuwait retiraron los artículos franceses de sus estanterías y las agencias de viaje dejaron de proponer a Francia como destino turístico.

En Catar, la cadena de supermercados Al-Meera dejó de abastecer sus tiendas con productos franceses, y trascendió que esa nación boicoteará este año el Foro de París sobre la Paz, que acontecerá del 11 al 13 de noviembre.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.