• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
Agentes policiales intentan dispersar las manifestación contra el gobierno de facto en la ciudad de Rangún.

Agentes policiales intentan dispersar las manifestación contra el gobierno de facto en la ciudad de Rangún. | Foto: AP

Publicado 12 febrero 2021


Blogs



Los manifestantes exigen a China no apoyar al gobierno militar quienes tomaron el poder tras el golpe de Estado del 1 de febrero.

Las fuerzas policiales de Myanmar reprimieron este viernes una protesta pacífica en la Universidad de Mawlamyine contra el golpe de Estado, en el suroriental estado Mon.

LEA TAMBIÉN:

Policía de Myanmar emplea cañones de agua contra manifestantes

De acuerdo a la información divulgada por medios locales, los agentes policiales dispararon balas de goma, dejando varios estudiantes heridos por los impactos, aunque ninguno se encuentra herido de gravedad, precisó un trabajador de una oenegé local.

A pesar de numerosas redadas llevadas a cabo por la policía del país asiático durante la noche del jueves, miles de personas asistieron al séptimo día de protestas en las principales ciudades contra el gobierno militar.

Concentraciones masivas en oposición al Ejército también se registran en la capital Naipyidó, donde las autoridades han utilizado cañones de agua, balas de bola y hasta munición real para reprimir las protestas.

En otros puntos del país, como en Myitkyina, capital del estado Kachin, o Monywa, en la región de Sagaing, también se han registrado importantes protestas.

Las movilizaciones, que comenzaron de manera espontánea el pasado sábado, continúan por todo el país. Las más numerosas se registran en Rangún, la antigua capital y ciudad más poblada, con concentraciones en varios puntos, entre ellos frente a las embajadas de China y Rusia.

Los manifestantes exigen a Beijing no apoyar al gobierno militar birmano, quienes tomaron el poder tras el golpe de Estado del 1 de febrero.

También reclaman la liberación de todos los detenidos desde la asonada, entre ellos la nobel de la paz y depuesta líder democrática Aung San Suu Kyi.

Al menos 262 personas han sido detenidas por las autoridades entre el día de la asonada y la tarde del jueves, incluidas 21 que ya han sido liberadas, apunta la última actualización de la Asociación para la Asistencia de Presos Políticos (AAPP) que advierte que el ritmo de arrestos "se está incrementando".


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.