• Telesur Señal en Vivo
  • Telesur Solo Audio
  • facebook
  • twitter
La terminación del conflicto armado y el logro de la paz son metas añoradas largamente por los colombianos.

La terminación del conflicto armado y el logro de la paz son metas añoradas largamente por los colombianos. | Foto: AFP

Publicado 23 mayo 2020


Blogs



El embajador noruego en Colombia, John Petter Opdahl, respaldó la postura de Cuba como país anfitrión de las negociaciones a solicitud del Gobierno y el grupo insurgente.

Noruega respetará los protocolos firmados entre el Estado colombiano y el insurgente Ejército de Liberación Nacional (ELN) para continuar adelante en las negociaciones de paz entre ambas partes, iniciadas en Cuba en 2017.

LEA TAMBIÉN:

Venezuela alerta ante ONU sobre amenaza de EE.UU. contra buques iraníes

El embajador de Noruega en Colombia, John Petter Opdahl, manifestó este viernes que su país tiene mucha fe en las soluciones diplomáticas y espera que, en el caso del diálogo con el ELN, también pueda identificarse una salida de este tipo.

Apuntó que Noruega está involucrada en procesos de paz en varias naciones del mundo y que “su credibilidad como facilitador se funda en que cumplamos con nuestros compromisos con las partes”.

También respaldó la postura de Cuba como anfitrión de las negociaciones, a solicitud del Gobierno y el grupo insurgente, pues ese país no deja dudas sobre su capacidad para garantizar la seguridad física y legal de las delegaciones, un principio que Opdahl juzgó como válido para cualquier proceso de paz.

Su reconocimiento al esfuerzo de La Habana para hacer más expedito el avance a ese objetivo, se produce días después de que el Gobierno de Estados Unidos (EE.UU.) acusó a Cuba de “no cooperar completamente” en la lucha antiterrorista, según la visión de Washington.

El argumento del Departamento de Estado se debió en parte a la negativa de la nación caribeña a extraditar a Colombia a diez miembros del ELN, luego de que en enero de 2019 ese grupo reivindicara un atentado contra la Escuela de Cadetes de Policía General Santander, que cobró la vida de 23 personas y dejó unos 100 heridos. 

En aquel momento, el presidente colombiano Iván Duque solicitó a Cuba la extradición de los insurgentes, pedido que fue rechazado por La Habana “citando los protocolos en caso de ruptura de las negociaciones de paz”.

El diplomático noruego ratificó que, si llegara a producirse una dificultad de esa naturaleza, su país asegurará el retorno seguro de las delegaciones de paz, pues este es otro requisito imprescindible para una negociación de este tipo.


Comentarios
0
Comentarios
Nota sin comentarios.